Sobre la Tesis 11

« Los filósofos no han hecho más que interpretar de diversos modos el mundo, pero de lo que se trata es de transformarlo. »

Así lo escribia Karl Marx (1818-1883) en un manuscrito de 1845, que contenía once tesis en las que debatía con el pensador Ludwing Feuerbach el carácter contemplativo de la filosofía. La Tesis 11, que destacamos al inicio -y de la cual surge el nombre de nuestra entidad-, recién se conoció en 1888 gracias a los trabajos de investigación de Friedrich Engels. Para Marx, el pensamiento verdadero ha de ser crítico y su fuerza radica en no aceptar el mundo como es, sino en cambiarlo. No basta con comprender lo real, resignarse a lo indispensable. El hombre ha de ser el sujeto de la Historia y no un objeto pasivo.

ÚLTIMAS NOTAS

HASTA LA VICTORIA SIEMPRE QUERIDO MAURICIO!

Lunes 18 de Septiembre de 2017

Resultado de imagen para mauricio lebedinsky foto

Dr. Mauricio Lebedinsky. Su fallecimiento

El pasado 8 de septiembre falleció en esta Ciudad Mauricio, luego de una prolongada enfermedad. El 18 de agosto había cumplido 90 años de edad.

Mauricio, fue en vida un esposo, padre y abuelo ejemplar. Fue medico, escritor, periodista y ensayista. Autor de una extensa obra de reflexión y análisis de la historia, la política, la economía y la metodología de estudio e investigación, que mas adelante enumeramos.

Pero, por sobre todas las relaciones familiares y sociales un gran amigo, fraterno camarada en su militancia política.

Seguir leyendo

Comentá »

Metodología de la infiltración y la desaparición forzada

Viernes 8 de Septiembre de 2017

La escalada represiva proviene de la propia naturaleza suicida del programa económico que no cierra sin violencia. La actitud oficialista confirma la desaparición forzada de Santiago Maldonado a través del arsenal de pistas falsas desplegado por medios monopólicos, la infiltración de provocadores en marchas y las feroces “razzias” policiales.
Por E. Raúl Zaffaroni*
(para La Tecl@ Eñe)
Estamos asistiendo a algo que, en verdad, no creímos volver a ver. A los veteranos nos produce una sensación extraña, porque por un lado nos entristece y por otro nos rejuvenece, aunque no del modo que lo desearíamos. Vuelven antiguas técnicas represivas, para cuya defensa nos habíamos entrenado hace décadas: infiltran provocadores, detienen a mansalva a quienes se quedan en la zona después de la desconcentración, inventan “terroristas” (ahora Mapuches-kurdos), desmoralizan para que la ciudadanía se asuste y no vaya más a concentraciones, que sólo vayan los muy comprometidos y de ese modo reprimirlos, etc.
En tiempos pasados, entre otras cosas, se sabía cómo detectar a los infiltrados y sacarlos no muy cortésmente, también que debíamos desconcentrarnos en orden y en grupos y rápidamente, no quedarnos en la zona, pero hoy eso se ha olvidado, porque por fortuna pasaron unos cuantos años sin que estas burdas maniobras de “inteligencia/represión” se llevaran a cabo.
Vivimos largos años de democracia y libertad, que ahora parece que en la ola regresiva desatada por esta manifestación subdesarrollada del totalitarismo corporativo plutocrático que vivimos parecen querer tocar a su fin.
Dado que el programa económico entreguista, corrupto y suicida de la actual administración no cierra sin represión, hace mucho que vengo advirtiendo sobre la necesidad de cuidar a los jóvenes, porque no saben de eso, dado que han tenido la suerte de nacer y crecer en democracia, con gobiernos que, con sus más y sus menos según las épocas, mantuvieron en general las reglas del juego correspondiente a esa forma de convivencia y coexistencia.
Lamentablemente, eso parece que se pretende cerrarlo con una vuelta al pasado sin innovaciones notorias, sino con las mismas viejas y primitivas metodologías de aquellos tiempos; no sólo veinte, sino incluso cuarenta años no son nada.
La torpeza de una represión desproporcionada a los Mapuche armados con palos y palas, indica una clara incapacidad técnica policial, pero si algo nos hace sentir que lo de Maldonado es en realidad una desaparición forzada es, precisamente, la grosería del propio oficialismo: no podemos pensar en otra cosa cuando la negativa es demasiado enfática, aparecen los “kurdos”, se inventa lo de Entre Ríos, la sangre en lo del puestero, el cadáver que se le quiere echar a los chilenos, las declaraciones de camioneros misteriosos, la indagación sobre la vida de la víctima, en fin, todo el arsenal muy propio e inconfundible de la metodología tradicional de encubrimiento de desapariciones forzadas. Es la actitud oficialista la que nos dice a gritos que lo de Maldonado es una desaparición forzada, y esto lo confirma la infiltración de provocadores, la “razzia” posterior y la consiguiente publicidad de los medios monopólicos del corporativismo plutocrático local.
De todo esto debemos extraer conclusiones: el régimen que se nos quiere imponer está sobreactuando disfuncionalmente para sus propios planes, no tiene prudencia en su propio manejo de la represión: si por un instante nos ponemos objetivamente en la posición del oficialismo, es claro que de momento no le es necesario llevar la represión hasta esos límites, porque sus planes no corren peligros actuales: tienen el ejecutivo, manipulan al Congreso y a la justicia, tienen de su lado a los medios monopólicos, llevan a cabo sus negociados y blanqueos impunemente, no les falta nada.
Estoy seguro de que el peligro provendrá un día de la naturaleza irremisiblemente suicida de sus propios programas, como sucedió con Martínez de Hoz, con Cavallo y también  en muchos otros países del mundo, en que la defraudación tocó techo y la realidad derrocó a los hasta ese momento poderosos. Pero nadie puede creer –salvo el propio oficialismo- que una movilización lo haga tambalear cuando se encuentra en su esplendor y se cree eterno.
Sin necesidad objetiva abusa exagerando el grado de represión y, para colmo, lo hace con una manifiesta carencia de técnica policial, desenterrando groseramente métodos viejos. Pero todo eso es peligroso, porque si no se detiene va a producir otros hechos desgraciados incluso sin necesidad objetiva para sus propios planes plutocráticos.
Ante esta verificación, cabe insistir en lo que vengo advirtiendo desde que conocí el plan económico y de inmediato caí en la cuenta de que no cierra sin represión, aunque debo confesar que no era previsible el abuso disfuncional actual, lo que agrava el peligro, porque le resta toda adecuación a fines.
Ante estos riesgos, es necesario advertir a los jóvenes, enseñarles cómo defenderse de las viejas técnicas, deben saber detectar provocadores, no responder a ninguna provocación, controlar a cualquier “loquito” propio, desconcentrarse en orden, en grupo y rápidamente, perfeccionar técnicas de lucha no violenta, en una palabra, deben aprender a cuidarse, como lo hacíamos los veteranos en otros tiempos. No podemos admitir ni una víctima más y de momento insistir: ¿Dónde está Santiago?
Buenos Aires, 6 de septiembre de 2017
*Profesor Emérito de la Universidad de Buenos Aires

La escalada represiva proviene de la propia naturaleza suicida del programa económico que no cierra sin violencia. La actitud oficialista confirma la desaparición forzada de Santiago Maldonado a través del arsenal de pistas falsas desplegado por medios monopólicos, la infiltración de provocadores en marchas y las feroces “razzias” policiales.

Por E. Raúl Zaffaroni*

(para La Tecl@ Eñe) Seguir leyendo

Comentá »

ANTE LA CAMPAÑA DE DESINFORMACION, MANIPULEO Y REPRESION

Viernes 8 de Septiembre de 2017

DECLARACION DE TESIS 11

Desde que hace casi dos años  que el capital concentrado,  bajo la insignia Cambiemos y legitimado por el voto asumiera el gobierno, viene imponiendo un proyecto político para el que el modelo económico es sólo un componente.

Es que se trata no sólo de la feroz profundización de la desigualdad y la extensión acelerada del empobrecimiento de núcleos cada vez más amplios de la población, de la alteración de la estructura productiva y social, de un país para pocos y base del negocio especulativo y parasitario. País con menos soberanía política, más dependencia económica y exponente de un destino colonial.

Este objetivo se monta por otra parte en un perverso y peligrosísimo plan consistente en conformar una base de masas que respalde la consolidación del poder de capital concentrado, recurriendo para ello a una campaña plagada de mentiras y de falsificación de la realidad con la que se pretende fabricar la imagen artificial de grupos organizados de oposición violentos, generadores de caos, terroristas, anarquistas, a los que hay que someter por vía de la represión. Es parte de la ruta elegida para disciplinar al pueblo y adoctrinarlo culturalmente.

Pruebas palpables de ello son, entre otras, la fantochada mediática y  judicial armada para mantener como presa política a Milagro Sala y sus compañeros de la Tupac y más recientemente, las acciones propagandísticas y represivas en las calles, en los medios y hasta en  las escuelas que siguieron a los reclamos por la aparición con vida de Santiago Maldonado, mediando la teatralización de una opereta con el concurso de infiltrados provenientes de los servicios de inteligencia y de las fuerzas de seguridad,  encapuchados y disfrazados de violentos agresores.

Si este objetivo prosperara, a la degradación de la democracia y las instituciones  se le agrega el riesgo de generar un clima de odio y de enfrentamiento violento entre argentinos, con un final impredecible.

Llamamos por eso a la reflexión y a la acción unida y coordinada de los sectores populares, redoblando la lucha por la reconquista de los derechos conculcados y las demás reivindicaciones inmediatas y mediatas, evitando así que el poder político y económico avance sobre la democracia, del mismo modo como se logró que ese mismo poder retrocediera y aceptara la no vigencia del 2×1 que amnistiaba a los genocidas.

Con este mismo espíritu hoy se impone el reclamo por la separación de Patricia Bullrich y demás  responsables – como mínimo – de encubrimiento, que es un delito penal,  por la desaparición forzada de Santiago Maldonado

CABA,  08 de setiembre  de 2017

Comentá »

Un año sin Dilma, sin derechos, sin soberanía

Martes 5 de Septiembre de 2017

  • Gleisi Hoffmann

El golpe destruyó un bien intangible: la esperanza en el futuro. De persistir su intensa agenda predatoria, eliminará el futuro de Brasil, de nuestros hijos y nietos. Dilma, ministros, diputados y senadores durante el pronunciamiento después de la votación de su impeachment.


Seguir leyendo

Comentá »

Ayer fue el día del desaparecido, y la pregunta cada vez suena más fuerte ¿Dónde está Santiago Maldonado?

Jueves 31 de Agosto de 2017

IMG-20170830-WA0002

Comentá »

Los manifestantes se apresuran a desplegar una energía extraordinaria denunciando el racismo de pequeña escala, pero ¿qué pasa con el racismo a gran escala? Cómo (no) desafiar la violencia racista

Jueves 31 de Agosto de 2017

Aviva Chomsky
Rebelión


Traducción de Jorge Majfud


Mientras el “nacionalismo blanco” y el llamado “alt-Right” han ganado prominencia en la era Trump, una reacción bipartidaria se ha unido para desafiar estas ideologías. Pero gran parte de esta coalición se centra en las movilizaciones y en la retórica individual, extremista y llena de odio, más que en la violencia profunda, diplomática y, aparentemente, más políticamente correcta que impregna la política exterior y doméstica de Estados Unidos en el siglo XXI. Seguir leyendo

Comentá »

“YO LO DESAFÍO, A ENTREVISTARME EN VIVO”

Miércoles 23 de Agosto de 2017

Compartimos una carta escrita para La Garganta Poderosa, en la que Facundo Jones Huala insta a Jorge Lanata a entrevistarlo en vivo.

* De Facundo Jones Huala,

para Jorge Lanata.

Seguir leyendo

Comentá »

Desaparición de Santiago Maldonado, las pruebas que involucran a Gendarmería

Martes 22 de Agosto de 2017

Ricardo Ragendorfer
Tiempo Argentino



A finales de 1976, durante un acto en la jefatura de la Bonaerense, un tipejo esmirriado con traje oscuro arengaba a la tropa: “La subversión, señores, es ideológica. Sus infiltrados están agazapados en el ámbito de la cultura. Porque todo esto fue a causa de personas, llámense políticos, sacerdotes, profesores y periodistas”. Seguir leyendo

Comentá »
Suscribirse
Facebook Twitter
Dirección de proyecto, desarrollo y mantenimiento RCC - Red Cooperativa de Comunicaciones C.P.S.L.

Portal realizado con herramientas de Software Libre bajo licencia GPL.